Soledad Seminario

ARTISTA PLÁSTICA

Hoja de VidaPinturas
Soledad Seminario

Soledad Seminario

Pintora peruana, inicia sus estudios de dibujo de figura humana a los quince años, con la renombrada artista Cristina Galvez. Gracias al apoyo y estímulo de la gran maestra, ella descubrirá el arte, que luego la acompañaría durante toda su vida. En el año 1977, concluye su carrera de Diseño Gráfico en Montemar. Luego prosige su formación artística con Teresa Suárez Vértiz, Margarita Checa, Gloria Gomez Sanchez, Ana María Pizarro y Miguel Angel Cuadros.

Ver Hoja de Vida

Visitemos las Obras

En el proceso de creación tú eres una persona diferente cada día por eso nunca podrás hacer dos cuadros iguales. Son absolutamente originales porque son el resultado de tu propio ánimo, cambiante día a día. En ello estriba su valor.

Galería

Reseña

Parte de mi aparece ante ustedes y a cada uno le sugerirá algo diferente. Agrado  o indiferencia. Así es el lenguaje plástico. Uno pinta porque algo pugna por salir. Y cada pintura es como un hijo que te despierta dos sentimientos opuestos : retener y soltar . Es tuyo pero sabes que tiene que volar. Y cuando está listo para irse te da alegría y pena a la vez porque cada creación es única e irrepetible y sabes que nunca más pintaras un cuadro así . Porque nunca podrás reemplazarlo . Como los hijos . Porque en el proceso de creación tú eres una persona diferente cada día por eso nunca podrás hacer dos cuadros iguales . Son absolutamente originales porque son el resultado de tu propio ánimo, cambiante día a día. En ello estriba su valor .

En una oportunidad alguien me habló de mis cuadros como mis hijos espirituales . Yo era más joven y nunca los había reconocido como tales . Pero poco a poco , me di cuenta de que esa persona tenía razón. Cada uno de mis cuadros con formas y colores expresaban mi búsqueda y sentir de ese momento de mi vida.

En forma paralela , daba a luz a mis hijos biológicos y a los espirituales. La dedicación , el afán de lograr la perfección se hizo presente en mis roles de madre y pintora . Vivencias de profunda intensidad se abrían paso a través de ese lenguaje. Y formas y colores se convertían en catarsis para mi . Así las horas pasaban inadvertidas , sumergida como estaba en ese mundo paralelo que parecía ser infinito en imágenes.

La música , compañera discreta pero constante de estos, y casi todos los momentos de mi vida, no podía faltar en mis retiros creativos . Nunca sabré de qué manera sutil influía en mis trazos ; en mi composición , pero recónditos recuerdos afloraban para hacer tangible lo místico , que se abría paso a través de mi pintura. Los acordes armónicos creaban un espacio de serenidad ideal , ya que estando sola , por la magia de los sonidos , me sentía acompañada.

Mientras trabajaba en otras cosas y cumplía con mis responsabilidades , sentía que una parte de mi quedaba a la espera del retorno a ese espacio ; a veces lúdico y otras atormentado , pero siempre un canal de expresión.

El resultado es siempre incierto porque tú misma no conoces en que va a devenir la idea o el sentimiento que provoca  las ganas de plasmar en un lienzo ese fragmento de tu vida .

Uno pinta por necesidad interna pero los demás son los que ven tu trabajo.

¨ El arte no es lo que ves, sino lo que haces que otros vean. ¨

Edgar Degas

Reseña